La piedad y las tetas de la virgen

Hace años conocí a un señor muy serio que cada poco decía cosas como “esto sabe mejor que la teta de una monja”. Yo nunca he probado la teta de ninguna monja, la verdad, aunque digo yo que si Dios se las ha reservado para él por algo será ¿no?
Pero bueno, yo pienso cosas así porque soy un blasfemo y un pervertido (no necesariamente por este orden). Un cristiano de verdad nunca podría imaginarse de una forma erótica las tetas deuna monja o, pongámosnos en lo peor, las tetas de la virgen. ¿Verdad?

El erotismo es algo tan importante para el hombre y nos resulta tan dificil sustraernos de él que al final lo ponemos en todas partes. ¿Y qué ocurre si le das un cincel o un pincel a un hombre? pues que cuando pueda te va a meter un par de tetas.

Bueno, vale, no siempre será así. No todos los hombres somos iguales. También están los hombres que prefieren un buen par de pectorales en vez de tetas.

¿Qué exajero? ¿qué no me creeis? ¡ay hijos míos! prepararos para un tour por la parte más pornográfica del arte religioso católico (sí, sí).

Empecemos por la Virgen, por ejemplo. Uno se pone a hacer una Virgen y, claro, la buena señora por muy santa y pura que fuera, tendría pechos… y cuando uno se pone a moldear pechos, pues, claro, uno intenta mantener la cabeza fría pero los pechos tienen pezones… y, ejem, podéis ver el resultado en La Virgen del Cuello Blanco de Parmigianino.

478virgen-cuello-largo.jpg

Sí, bueno, vale, pero tampoco es para tanto. Oyes, mira, un pezoncillo de nada que tan sólo se marca en la túnica. Si es que soy un degenerado que imagino cosas raras en algo que, a lo mejor, es únicamente una doblez en la ropa. Lo que no harían nunca sería mostrar indecorosamente el bendito e inmaculado pezón, sólo visto (y probado) por los labios del tierno hijo de Dios ¿verdad?

Virgen con el niño en brazos. Autor anónimo.

Bueno, vale, aquí vemos claramente un señor pezón. Pero seguro que es un caso aislado, alguna ocurrencia de un degenerado del que ni si quiera conocemos el nombre…

Es verdad que entonces no había televisión, así que si uno quería ver cosas raras pues tenía que recurrir al arte (benditos tiempos). Pero todo tiene límites… ¡No iba uno a ir a un monasterio a ver tetas! ¿verdad?

Tetas pequeñas:

Virgen del limón. Van Eyck.

Zurbarán.

Virgen de la leche. Anónimo.

Tetas grandes:

Virgen con niño. Anónimo

Paolo de San Leocadio.

José Camarón.

Tetas flácidas:

Virgen de la leche. El Correggio

Bueno, vale, al fin y al cabo, en la escena sólo vemos a un pobre y tierno niño con su madre, sin más miradas indiscretas ni nada. ¿No es así? Otra cosa sería si encima hubiera espectadores mirando libididosamente ¿verdad?

La virgen con San Juan y San Jerónimo. Juan de Juanes.

(nótese la mirada de San Jerónimo)

Virgen. El Greco.

Pero, lo que pasa es que tenemos la mente sucia. ¿Acaso hay algo más natural que una madre alimentando a su bebé? Si al menos vieramos una escena en la que un santo bebiera el dulce maná de la teta de la virgen, o algo así…

San Bernardo y la Virgen. Alonso Cano.

En fin. Reconozcámoslo. Santa María, madre de Dios, era una mujer de innegable virtud y que vivió una aburrida virginal vida de pureza. Pero su pezón fue admirado por medio santoral (la otra mitad preferían los pezones masculinos).

Así que, os conozco bien, ahora estaréis frotando las manos y pensando si esto pasa con la mismísima madre de Dios, ¿qué pasará con las demás santas? ¿qué pasará por ejemplo con la santa prostituta, con María Magdalena, la mejor amante amiga de Jesucristo?

Magdalena penitente. Guido Reni.

¿Se ve? ¿no se ve? ¡que no os consuma la intriga! aquí tenéis una ampliación:

Bueno, poquito, poquito, ¡pero se ve! Si es que… lo de ser degenerados no nos viene de hace poco, creedme. Venga, ¿queréis algo más fuerte? ¿pasamos al sadomaso?

¿Queréis más? bueno, cambiemos de tercio. ¿Qué pasa cuando una santa se une a Dios? Pues parece que algo mucho más parecido a lo que le pasa cuando se une a un hombre de lo que imaginábamos. Podéis leer al respecto la siguiente entrada de Mami soltera con Parásito Encantador, que inspiró este artículo.

extasis_de_santa_teresa_1647_52.jpg

Extasis de Santa Teresa. Lorenzo Bernini.

Mirad, mirad los detallitos, esa boca entreabierta y esos ojitos cerrados:

carastateresa.JPG

Esos deditos de los pies engarfiados…

piesstateresa.JPG

En fin. Paro que me estoy poniendo malo…

Pero antes de dejar este tema. No me resisto a dejaros con otra obra de Bernini. El sepulcro de la Beata Ludovica Albertoni, que no sé yo si realmente quería pasar a la posteridad representada de la siguiente guisa:

Sí, sí, habéis visto bien:

manosbeata.JPG

En fin, que le vamos a hacer. Ya se sabe que los hombres sólo pensamos en lo único mismo. Incluso los artistas cristianos (y los clérigos que encargan y adquieren las obras)

MÁS SOBRE RELIGIÓN JUDEO-CRISTIANA

La Septuaginta, la milagrosa biblia de los 72 traductores.

El Cantar de los cantares, el libro más erótico de la Biblia.

Y a todo esto… ¿por qué Roma?

La tumba de Jesus de Nazareth (según James Cameron)

Cómo mola el “Dios de amor”, tú!

15 respuestas a La piedad y las tetas de la virgen

  1. Dama Blanca dice:

    Jajajaja! ¡Fabuloso! Yo la primera vez que flipé fue en el prado, en un cuadro de la Virgen soltando leche a discrección como en el cuadro de Alonso Cano (el de S. Bernardo y la Virgen)… ¡vaya potencia que tiene la Virgen!😀

  2. Lanarch dice:

    😄

    ¡El puto amo! ¡Eres el puto amoooo!😄

  3. eldaniel dice:

    La Hora de las Domingas!. ¿Alquien sabe cómo hacer la ola en ascii?

  4. tiberio dice:

    DAMA BLANCA: Pero tienes que tener en cuenta que no estamos hablando de una teta normal, ¡estamos hablando de la Sagrada Teta de la Madre de Dios!

    Al fin y al cabo, su hijo, aunque recién nacido, está llamado a ser Uno y Trino con el Todopoderoso y Omnipresente…. ¿Te imaginas lo que debe comer un niño así?

    Pa mi que eso no es una teta, es un surtidor!

  5. Jezabel dice:

    Por Dioooos, señores y señoras, no seáis tan salidos. ¿Es que no comprendéis el delicado matiz, la expresión de la gozosa maternidad que es a lo que hacen referencia la mayoría de los susodichos pezones? Mirad, ¡que los que estáis más salidos que la proa del ejecutor sois vosotros!
    Anda, insensatos. Que sois unos insensatos.:P

    Y además, a mí siempre me ha gustado Bernini. Sus obras, coño, no él.

  6. tiberio dice:

    Jo, compréndenos Jezabel, somos tíos. A nosotros nos hablas de “maternidad” y lo único que se nos viene a la cabeza es lo que pasa nueve meses antes🙂

    Por lo demás, decirte que la verdad es que Bernini no es mi tipo, pero tengo que reconocer que era un tipo cachondo (sin dobles sentidos)😀

  7. Rapunzell dice:

    Ahora no recuerdo si el lugar de la visita escolar era el Escorial, Toledo o dónde exactamente. El caso es que nos encontrábamos en alguna clase de instalación religiosa, yo y mis compañeros de clase, todos (casi) menores de 14 años.

    Y un guía, que si no era cura era sacristán, con menos psicología que un calcetín de punto. Porque entre los tesoros del lugar había nada menos que un cuadro grandote que representaba a una señora con la teta al aire, ofreciéndosela… a un vejete. Y no en plan tiro a distancia, porque era evidente que el ancianito era de los que les gusta beber a morro.

    Y claro, alguien preguntó.

    Y el muy cretino del guía contestó sonriente algo así como “eso aun sois muy jóvenes para entenderlo…”, dejando a un montón de críos en el arranque de su febril adolescencia que imaginaran cualquier barbaridad.

    Yo siempre pensé que sería una representación de la Caridad Cristiana o algo así, aunque vete a saber…😛

  8. vicent pellicer dice:

    Hola. Soy Vicent Pellicer, historiador del arte. Buscando referencias para un trabajo de iconografia sobre san bernardo he tropezado con este blog. El caso es que, aparte de la lectura que haces sobre la iconografia de la virgen de la leche -por lo que te felicito- me ha llamado la atención la pintura de Paolo de San Leocadio. Conozco muchas obras de este pintor pero ésta la desconocia. Y mi ruego és que, si está en tu mano, me gustaria saber dónde la has encontrado o alguna noticia sobre ella. Gracias y sigue con tu buen humor.

  9. tiberio dice:

    Que susto, Vicent, cuando dijiste que eras historiador del arte pensé “ya me va a meter caña”😀

    La verdad es que yo tampoco conocía ese cuadro, lo encontré buscando otros cuadros para este artículo, exactamente en esta página: http://www.aguainfant.com/arte/htm/virgen-nino/vl-renacim.htm

    Gracias por los ánimos🙂

  10. El cuadro al que hace referencia Vicent Pellicer así como a la mayoría de imágenes que he visto en el blog sobre la temática de la virgen de la leche se han sacado de esta web
    http://www.aguainfant.com/arte/lm.htm
    Si quieres información más concreta,con mucho gusto te informo,pero no soy historiador del arte,sólo un aficionado.
    Un saludo

  11. Mariano Nieto dice:

    Esta trabajo relativo a los pechos de la Virgen y otros me parece una gilipollez, con perdón.

  12. Lili dice:

    Tiberio, hijo…que hartá de reirme con tu humor, y bueno, aunque el tema de las Virgenes, los pechos y demás tienen tropecientas interpretaciones, está bien también desmitificar y quitarnos esas tontás de la cabeza que nos han metido per secula seculorum..asi queeeee…brrrravo brrrrravísimo por tu articulo.

  13. djcrck dice:

    Me encantaron las fotos.
    Comparto con ustedes la virgen de Jean Fouquet.

  14. marco dice:

    q ricas tetas tiene la virgen apenas para mamarselas, q rico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: